La música también enamora con la vista, no solo con el oído



Han sido muchas las veces que me he enamorado del cover de un álbum sin antes haber escuchado todas sus canciones. ¿De la vista nace el amor? Pues, en el mundo de la música podría contestar: “De la vista nace la atención y el enamoramiento termina de llegar con el oído”.



Antes de explayarme y empezar a escribir sin parar, me voy a presentar: Hola, soy Melissa Góngora, una apasionada por el diseño gráfico. Evidentemente esa fue la carrera que estudié y actualmente soy la Directora creativa de Amano, agencia con 4 años de vida dedicada al branding y a la publicidad digital (se acepta el follow en nuestras redes).


Siempre he sido una persona muy visual y amante de la buena música, pienso que tanto la parte visual como la auditiva, tienen que tener una perfecta sincronía para lograr llegar a las personas. Justo eso fue lo que provocó en mí una de mis canciones favoritas: “Baby I ́m yours" - Breakbot. El video está conformado por más de 2,000 imágenes de acuarela hechas a mano, las cuales están animadas al ritmo de la canción.









Son muchos los ejemplos de artistas que han logrado hacer historia a través del arte gráfico de su trabajo. Un ejemplo muy complejo que llevó muchísimo trabajo de por medio es el cover de “Sgt. Pepper ́s lonely hearts club band” - The Beatles, donde aparecen ellos cuatro junto a sus réplicas de cera y diferentes personajes de cartón a escala como: Edgar Allan Poe, Bob Dylan y Marilyn Monroe. Fue un cover muy recordado por toda la idea conceptual detrás y los personajes que crearon controversia.








Otro ejemplo tal vez un poco más simple en cuanto a la idea conceptual pero el resultado fue excelente, es el cover de “The dark side od the moon” - Pink Floyd. El arte gráfico está basado en una imagen real tomada por un fotógrafo. Sin duda no tienes que ser fan de ellos para saber que esa portada les pertenece.









Ya para terminar me gustaría darles algunos tips a la hora de crear todo el arte gráfico de un proyecto musical.

Lo principal sería dividir el proceso en tres etapas:


La primera la llamamos la etapa conceptual, antes de diseñar necesitamos nombrar, desde el álbum y las canciones hasta todo el concepto del cual vamos a partir para trabajar.

La segunda etapa la llamamos la visual en la que buscamos traducir toda la parte conceptual en imágenes y elementos gráficos.

La tercera y última la llamamos la etapa de la experiencia en la que decidimos cómo llegar a las personas y cómo va a ser el primer acercamiento que van a tener con nuestro trabajo. Lo más importante es que todo el proceso tenga coherencia, a pesar de trabajar por etapas, es esencial que al momento de unirlas todo esté en la misma sintonía para lograr el mejor resultado.


Muchas gracias por llegar hasta el final de este texto, espero que haya sido interesante para ti y hayas aprendido al menos una cosa que antes no conocías.